¿Qué tipo de piscina te conviene?

Una piscina es mucho más que un estanque artificial, es un centro de entretenimiento para los amigos y la familia, un divertido pasatiempo para esos fines de semana en familia que tus niños agradecerán. Sin embargo ¿Cómo puedes saber qué tipo de piscina te conviene?

¿Buscas ahorrar o quieres lo mejor de lo mejor? Sin importar qué es lo que buscas, aquí te brindaremos una guía detallada para comprar la mejor piscina. ¿Preparado?

Tipos de piscinas

Está claro que ya lo sabes. Existen diferentes tipos de piscinas, ya que el mercado ha diversificado muchísimo entre gustos. Antes de elegir entre una u otra es importante conocer todas las opciones que tienes a la mano para hacerte con la que más te convenga. En un principio, podemos clasificar las piscinas en tres tipos: enterradas, semienterradas y superficiales. Veamos cada uno de los tipos con sus ventajas y desventajas:

Piscinas enterradas

Se integran con el suelo y son las ideales si tienes casa propia con un jardín de un tamaño decente. Su mayor ventaja es su durabilidad, sin embargo, requieren de una inversión inicial alta y de mantenimiento constante.

Ventajas

· Alta durabilidad

· Mejor calidad del agua gracias a sistemas integrados

· Se pueden instalar en espacios de cualquier tamaño

Desventajas

· Necesitan de un presupuesto alto

· Requiere un permiso de obra

Tipos de piscinas enterradas

Las piscinas enterradas se pueden clasificar según los materiales utilizados en su construcción. Los tipos son de:

· Obra: Son las más comunes. Gozan de alta impermeabilización y durabilidad, además de que se pueden personalizar a la medida del usuario, incluyendo por supuesto un sistema para evacuar el agua correctamente.

· Poliéster: De todas las piscinas enterradas es la más barata y fácil de instalar. Constan de una pieza prefabricada que se puede instalar con facilidad. Cuenta con la ventaja de que no acumula algas en la superficie.

· Paneles o desmontable enterrada: Fabricadas con paneles prefabricados de polímero o acero. Como ventaja, cuentan con mayor durabilidad que el poliéster y con mucha más personalización. Eso sí, requieren de cuidados especiales.

Piscinas semienterradas

Las piscinas semienterradas están construidas por encima de la tierra sin necesidad de realizar agujeros en la tierra, por lo que son ideales si no quieres afectar el terreno de tu hogar. Se diferencian de las piscinas elevadas al contar con una plataforma más alta, simulando de esta forma la sensación de que la piscina se encuentra enterrada.

Ventajas

· Excelente durabilidad

· Sistema desmontable en algunos casos

· Excelente integración con el área sin afectarla

Desventajas

· No se pueden instalar si vives alquilado

· Requieren de permisos de obra

· Pueden llegar a ser un poco costosas

Tipos de piscinas semienterradas

Tratándose de piscinas semienterradas prácticamente contamos con los mismos tipos que hay de piscinas enterradas. Hay piscinas de metal, desmontables, de obras, de madera, etc.

Piscinas exteriores o elevadas

Las piscinas de superficie o elevadas son las más baratas del mercado, y su característica más llamativa es su fácil instalación que no requiere de obras. Prácticamente son ideales para cualquier tipo de usos y solo requieren de un terreno bien nivelado para instalarlas.

Ventajas

· Fácil instalación

· Muy baratas

· No requieren de obras complejas

Desventajas

· Su sistema de saneamiento de aguas es inexistente o ineficiente

· Tienen una durabilidad reducida

Tipos de piscinas elevadas

· Hinchables: Son las más baratas del mercado. Su ventaja está en su precio, sin embargo, su durabilidad es muy baja y requiere de un terreno libre de cualquier objeto afilado para que no se pinche la piscina. Van bien para los niños, pero para los adultos, sería una pérdida de dinero.

· De plástico o PVC: Son un poco más costosas que las piscinas hinchables, pero con mayor durabilidad. Van bien para uso como piscinas infantiles de uso frecuente.

· De madera: Las piscinas de madera son muy agradables a la vista y ofrecen un toque muy de alta gama a nuestro hogar, pero su precio es bastante alto y además su mantenimiento es complejo.

· Composite: Las piscinas de composite están hechas de un material sintético de alta durabilidad. Combina el acabado de la madera con la resistencia del metal. Es una alternativa mucho más viable que las piscinas de madera a un precio similar o más alto.

· De acero: Estas piscinas son las de mayor durabilidad. Su precio puede ser alto, pero también su resistencia en el tiempo. Requieren de ciertos cuidados para mantenerse.

¿Enterrada, semienterrada o elevada? ¿Cuál es mejor para mí?

Todos queremos un chapuzón, pero primero hay que detenerse un tanto a considerar la situación en la que nos encontramos. Y es que, las piscinas no siempre son baratas, por lo cual, lo ideal es comprar la indicada en base a nuestras necesidades y gustos. Antes de instalar una piscina en casa, deberás preguntarte:

· ¿Cuál es mi presupuesto?

· ¿Cuánto espacio tengo disponible?

· ¿Cuántas personas se bañarán a la vez?

· ¿Vives de alquiler o tienes piso propio?

Basándote en esto, ya puedes elegir la elección ideal para ti. Veamos cómo elegir la mejor opción para ti:

Presupuesto

¿Tienes en mente gastar un buen presupuesto? Entonces, te conviene una piscina enterrada. Su durabilidad es muy alta y puedes personalizar el tamaño a tu gusto. Tratándose de materiales, es altamente recomendable que optes por piscinas enterradas de obra con materiales como granito por su durabilidad.

Si, por el contrario, tu presupuesto es bajo, lo mejor es que optes entonces por una piscina superficial hinchable o plástica.

Espacio y uso

El tamaño de una piscina está directamente relacionado con el uso que se le piensa dar. Mientras más personas piensen usar una alberca a la vez, mayor debe ser el tamaño de la misma. Como mínimo, se recomienda un área de 3.50 metros cuadrados por cada persona que piense usar la piscina.

Propiedad

Si vives en una propiedad rentada, entonces olvídate de las piscinas enterradas o semienterradas. Opta por una piscina elevada. Si, por el contrario, la propiedad es tuya, tienes dos opciones: construir una piscina enterrada, considerando que es una obra irreversible fácilmente u optar por una semienterrada que incluso puede ser desmontable.

Escaleras de piscinas ¿Cuál debo elegir?

Existen dos tipos de escaleras: las entrantes y las salientes. En realidad, no hay una gran diferencia entre ambas y en realidad se trata de gustos, aunque las escaleras interiores suelen ser mucho más cómodas para los pequeños de la casa, así que puedes considerar esto si tienes hijos.

Eso ha sido todo. Ahora que ya sabes qué tipo de piscina comprar, entonces es hora de hacer la elección que vaya en base a tus necesidades y darte ese chapuzón esperado. ¿Tienes alguna duda? ¡Déjala en los comentarios!

Un comentario en «¿Qué tipo de piscina te conviene?»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *